Home Sobre nosotros

Sobre nosotros

La Tarjeta Blanca nació en 2014 como un proyecto de amigos, amantes del periodismo que no querían otra cosa que tener un lugar en el que comentar sus impresiones. Un escenario que ellos mismos controlarían y manejarían para otorgarte a ti, amigo/a lector/a, la mejor información posible. 

Como ocurre en todos los viajes, tuvimos nuestros tropiezos, e incluso la web estuvo en el taller unos dos años después del último golpe que nos dimos -previsto-, pero que finalmente terminó dándonos una lección. Ahora, como ese compañero de viaje que nunca te deja solo, volvemos al taller para rescatar a nuestra niña pequeña, darle mimo y conseguir que vuelva a brillar como hiciese en 2014. 

Porque sí, tenemos ambiciones, es innegable, pero queremos que cada paso que demos sea contigo. Recuerda que comenzamos como un blog, y hemos terminado convirtiéndonos en personas que dedican su tiempo y trabajan en este portal, donde queremos formar a estudiantes, y brindarles sus primeras oportunidades laborales. 

¿Hemos comentado que tenemos una canción?

En 2015, nos lanzamos a la creación de la ya conocida Radio LTB -la verdad es que nos oían tres monos, pero eran nuestros tres monitos…-. Apostamos mucho y disfrutamos como niños en esas noches eternas en las que la sintonía de ‘La Tarjeta Blanca’ nos daba el toque inicial para comenzar nuestro programa. 

“La Tarjeta Blanca, repasando la jornada, de visita aquí obligada…”. ¡Qué grande eres Pablo, y qué bien te salió la canción!.

Como iba diciendo, ese fue posiblemente uno de los mejores momentos de la anterior web. Conseguimos récords de visitas importantes, y todos estábamos unidos. Hicimos familia con personas de toda España, y poco a poco fuimos observando como nos hacíamos mayores con este proyecto. 

Ese paso, en el que dejas de ser adolescente para comenzar a entrar en el mundo laboral fue el momento más tenso de LTB, provocando posteriormente su desaparición. También, las enormes dificultades del mundo del periodismo online -con la baja monetización y clientes que no terminan de pagar-, provocaron que echásemos el cierre. Pero ¡Ojo! La llave la mantuvimos, a la espera de encontrar el momento. 

Ese momento ha llegado querido lector/a. Esperamos que vuelvas a estar con nosotros como por aquel entonces. Nos hiciste grandes, y esperamos que esté ahí para que crezcamos juntos. 

¡Bienvenido/a de nuevo a tu casa!